nina no merecer

Ayer estaba en una de mis Formaciones y salió este asunto, el de querer erradicar mi herida de no merecimiento para poder ser abundante y recibir por fin… 

 

¿Qué uso le puedo dar a los arquetipos en mi vida? ¿Cómo practico esta terapia en mí, para poder hacer cambios en mi personalidad? 

 

Primero hay que situar a los arquetipos como espacios de experiencia determinados, es decir cuando me ubico en la sala de los Huérfanos allí puedo experimentar lo que es ser “huérfano”. Por ejemplo en el asunto que te mencionaba, vivir una herida de “no te lo mereces” y todo lo que conlleva quiere decir que las personas que deberían amarte, apoyarte y acompañarte en tu crecimiento te han hecho saber que tú no cumples con los requisitos para recibir su amor, ya que tu forma de “SER” no los satisface, no cumples sus expectativas y eres decepcionante. 

 

De entrada sería normal querer erradicar esto de tu vida ¿verdad? Eliminar, borrar esa creencia/maldición que corre por tu sangre y tiñe tu vida con una sombra que no te deja ver el Sol. 

Pero esta vivencia tan marcada y que ha definido o influido tanto en quien eres y como te ven los demás, forma parte de como “vives” el arquetipo del huérfano. Otros lo viven de otras maneras, pues el huérfano no siempre es una víctima, pensad en los niños ladronzuelos de “Dickens” que robaban a los ricos para sobrevivir en una Londres fría y cruda. 

 

Hay muchas más salas/arquetipos con experiencias que podré vivenciar en mi vida cuando entre en ellas y el conjunto de vivencias en todas estas salas/arquetipos explicaran mi vida, mi aventura, mi viaje y el sentido que ha tenido mi vida. 

 

Cuando digo que me gustaría erradicar esta herida, sanarla, curarla, hacerla desaparecer. También podría querer estar diciendo que quiero que no me influya en mi vida, que me deje levantar la cabeza o podría querer estar diciendo que quiero hacerla desaparecer, que quiero vivir como si nunca hubiera existido. ¿Ves la diferencia entre hacer desaparecer una herida o vivir menos condicionado por ella? 

 

Sería muy sospechoso pensar que toda la vida he estado sólo en una sala de “existencia”, es decir que toda la vida he vivido solo experiencias de “huérfano” ¿no crees? Pero cuando conecto con mis arquetipos vienen los que necesitan ayuda y en este caso cuando estábamos definiendo el asunto, estábamos sentados en la silla del “huérfano” y por lo tanto sentíamos, pensábamos y actuábamos como él, sin posibilidad de otras dimensiones del SER.  

 

Es muy interesante ver en las Formaciones como nos sentamos en esas sillas y se manifiesta nuestra experiencia del SER concreta de esa sala. La Terapia Narrativa Sincrónica y la psicología de los arquetipos tiene como objetivo recuperar la silla del SER, del que observa y tiene la capacidad de experimentar, pero no pertenece a ninguna de esas salas, sino que viaja por ellas en su aventura de ViVir. 

 

El Arquetipo del Mago, viene para sacar el máximo potencial a todos los arquetipos, lo que significa que estas salas se cruzan entre ellas y las experiencias de una sala influyen en las otras, esto empieza a hacerlo todo más complicado pero a la vez más clarificador, porque me doy cuenta que vivo en una estrella de muchas puntas que se relacionan entre ellas configurando mi Experiencia de SER. Con mi Mago y el suyo viajamos a través del tiempo jugando con esa creencia…

 

“Si erradico mi herida, es decir si dejo de creer que no soy merecedora, entonces la abundancia llegará a mi vida” Por lo que este asunto nos impone borrar una vivencia que perduró a lo largo de nuestra infancia, ¿Se puede hacer? Tengo mis dudas, pero lo que sé con certeza es que debe ser harto difícil. Mi mago y el suyo nos propusieron un camino alternativo. ¿Y si esa herida es lo mejor que me ha podido pasar? 

La sola idea me hizo reir, “Os habéis pasado les dije…” pero quien se atreve a negarse a un viaje de la mano del arquetipo del mago. Así que con esa idea en el corazón nos preguntamos: ¿Podría ser que en nuestra vida a pesar de creer no ser merecedores ya hemos recibido merecimiento?

 

Esa pregunta nos bloqueó bastante al principio, pues cuesta levantarse de la silla (en este caso del huérfano) cuando uno está sentado. Y claro la creencia nos había llevado de la mano durante un montón de años hacia experiencias que corroboraban sin lugar a dudas que “no somos merecedores” y eso definió nuestra realidad. Pero el mago transforma realidades, así que insistimos y de repente nos llegó ese recuerdo…

 

Recordamos que una vez cuando trabajábamos para la marca “Gucci” se abrió una nueva línea en la empresa, gracias a nuestra participación activa, es decir fue gracias a nosotros que sucedió ese evento. Pero rápidamente “nuestro huérfano” nos recordó como nuestra jefa estuvo asediándonos, rechazándonos e incluso nos bloqueaba pues no éramos merecedores de su aprobación.  

 

Lo interesante de los arquetipos es que nos abren a las posibilidades, a las actitudes, ideas, sentimientos y acciones que cada arquetipo alberga y podemos experimentar cuando viajamos a sus “salas”. El SER si algo tiene es que no se está quieto y en nuestro caso resultó que ese ataque a nuestro Huérfano activó una visita forzada a la sala del “Rebelde/Buscador” . Ufff resulta que este arquetipo fue el que en nuestra adolescencia elegimos para sentarnos en su silla y tener experiencias para vengarnos de los que nos hirieron. Fue en esta sala, donde nuestros pensamientos, sentimientos y acciones explotaron con la idea que originaria “una nueva línea para Gucci”. Y claro desde esa silla “decidimos pasarnos por el forro a nuestra jefa” y lo hicimos porque estábamos enfadados, muy enfadados con lo que le estaban haciendo y habían hecho a lo largo de nuestra vida a nuestra “Niña Huérfana”. 

 

Entonces nuestro Mago nos preguntó: ¿Te imaginas cómo hubiera sido tu experiencia en esa empresa, si en lugar de entrar en ella con tu niña herida huérfana, la cuál por atracción sería tratada desde el “no merecimiento” por tu Jefa al igual que lo hizo tu madre en su momento? Imagina a tu jefa apoyándote desde el principio, otorgándote lo que necesitas sin necesidad de ganártelo, más allá de tus obligaciones. ¿Puede ser que esa herida del no merecimiento, te ha empujado siempre a buscar ese merecimiento en los demás? ¿Puede ser que esa línea que ofreciste a tu empresa buscaba precisamente obtener ese merecimiento y que llegaste a ella porque llevas toda tu vida luchando por ser mejor? 

 

¿Crees de verdad que esa línea hubiera existido si tú no estuvieras herida?

¿De verdad quieres eliminar a ese “yo herido” que te ha permitido alcanzar hitos que no hubieras ni siquiera imaginado? 

 

Wow! Fue gracias a esa niña huérfana que lograste algo inimaginable. Creo sinceramente que ella se merece una FELICITACIÓN y cómo tus otros arquetipos la han invitado, la han protegido, se han quejado de ella, la han abrazado, la han amado, la han odiado, pero nunca la han dejado sola. Gracias a ella sientes, comprendes, caminas, respiras y ves el mundo a tu manera. 

 

Que bella es tu herida de “no merecimiento” porque te ha conducido a buscar a que la ames, la abraces y le digas “Yo si te quiero a mi lado y me cuesta creer también que merezco el honor de tu compañía y existencia en mi SER”, asi que ya somos dos las que nos sentimos de la misma manera… 

 

Espero con esta vivencia que vivimos ayer en la Formación de la Biografía de tus Arquetipos haber podido responder a la pregunta: ¿Qué uso le puedo dar a los arquetipos en mi vida?

 

El 6 de Junio empezamos la siguiente edición de esta formación maravillosa, que nos acerca a nuestro SER con la compañía de nuestros Arquetipos. 

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Formacion Los Arquetipos de Jung y el Proceso de Individuacion 1

Ya hemos Abierto Inscripciones

Los Arquetipos de Jung nos llevan de la mano para entender el Viaje de nuestra Vida

Próxima edición Online por Zoom

Empieza el día 6 de Junio (Los Jueves) Duración entre 10-12 jueves de 19:00 a 21:00h (España-Península) Plataforma Zoom

.

Máximo 15 Plazas

 

A través de los 12 Arquetipos de Jung, visitaremos tu infancia, adolescencia, edad adulta, mitad de vida, madurez y vejez. En cada una de estas etapas visitaremos tus recuerdos con tus arquetipos y verás cómo vivieron ellos tu vida. Este taller nos permite comprender las fuerzas internas que nos mueven y cómo hemos escrito nuestra historia. Al visitar tu pasado descubrirás que arquetipo es el que venció y cuál se quedó en la Sombra y así podrás entender tu presente y la forma de vivirlo que han elegido tus arquetipos.  Aprenderás cómo equilibrar los pares de arquetipos, las distintas etapas de vida y lo que nos pide cada una, así podrás obtener el tesoro que tiene cada arquetipo para tu desarrollo. Para ello deberás lidiar con los protagonistas en cada etapa y cómo resolver cada una de ellas. Todo lo haremos viajando dentro de los cuentos, con la técnica de la Terapia Narrativa Sincrónica. No necesitas conocimientos previos, sobre los arquetipos o la técnica de la Narrativa Sincrónica. Se entregan los apuntes y no necesitas dedicar más tiempo que el que dure la clase a este taller-formación online.

Precio 500€ impuestos incluidos

Puedes pagar en tres plazos mensuales por 166€/mes

Si pagas en un sólo pago son 460€

Contacta conmigo

Whatsapp

+34 620 244 702

Instagram

@terapia-narrativa-sincronica

Youtube

Terapia Narrativa Psicoterapia de Carl Gustav Jung

Telegram

Escuela Arquetipos

Facebook

Cuentos para ir hacia la Vida

Abrir chat
1
Escanea el código
Hola
¿En qué podemos ayudarte?